Imago Consultores

Ponencia: Coaching Socio-Psicodramático

 

Ponencia: Coaching Socio-Psicodramático | Ponencia: Valores Éticos del profesional y del ciudadano

 

Coaching Socio-Psicodramático (CSP)

“El Coaching es un viaje, no un destino. Si te embarcas o no en ese viaje no dependerá de si eres un líder, un gerente de proyecto o un ciudadano particular; dependerá de sí te atreves o no a oír y aceptar el llamado a marcar una diferencia, bien sea en la vida de una persona, de un grupo o de una organización. El viaje es impulsado por la pasión.”

Hargrove, R. 1995

Coaching

El coaching (C), es un proceso conversacional y de acción que define la decisión y la acción de una persona (Coach) en asumir o hacerse cargo de otra (Coachee), en lo que tiene que ver con sus áreas de desarrollo. En este sentido, el coaching es un proceso interactivo donde el coach se compromete a propiciar, facilitar, apoyar y estimular el desarrollo real y concreto del coachee, el cual da la primera pauta de compromiso al iniciar este proceso que fundamentalmente forma parte de su proceso de auto desarrollo.

Coach proviene de la palabra medieval inglesa , un viaje con un propósito, el cual conlleva metas y desafíos. Un “Coach” es literalmente un vehículo que lleva a una persona o a un grupo de personas de un origen a un destino deseado. La fuerza y energía de ese vehículo la ofrece el líder (coachee) al tomar su acción deliberada, voluntaria y responsable de iniciar el coaching.

Socio Psicodrama

El Socio-Psicodrama (SP) es una metodología de acción que propicia la espontaneidad y creatividad a través de la propia acción. Su fundador, el psiquiatra Jacob Levi Moreno, nacido en 1889, es considerado uno de los padres de la Dinámica de Grupo, fundó el “teatro de la espontaneidad” con actores donde se representaban historias, fantasías y escenas cotidianas. De allí Moreno fue viendo como el representar distintos roles podía tener un efecto terapéutico en aquel que los encarnaba. En 1925 emigra a EUA y desarrolla su teoría socio-psicodramática, para 1936 funda en la ciudad de Beacon, al norte del estado de Nueva York el Sanatorio-Escuela que sirvió de semillero para muchos psicólogos, psiquiatras y otros profesionales sobre el arte y la ciencia de la sociometría y el psicodrama.

Su secuencia de desarrollo conlleva tres etapas, al inicio el Caldeamiento, donde se prepara al grupo para la acción, de esta interacción emerge el protagonista, pro-primero-, agonista-el que agoniza-, surge o emerge del grupo, por lo tanto su trabajo es también el trabajo del grupo. Al ser una persona es psicodrama, mientras que si el protagonista es el grupo se habla de sociodrama. Con el protagonista se pasa propiamente a la Acción, donde diversos contenidos son expresados y elaborados, en esta fase juega un papel importante la catarsis de integración, ese movimiento interno donde confluyen expresión e integración de elementos internos y externos, se reconfiguran internamente esos elementos y son integrados por el protagonista. Al cerrarse la acción se pasa inmediatamente al Compartir, tercera etapa, donde el protagonista se restaura y reconecta con su grupo en un sentido de comunidad, audiencia, director, yo auxiliares y protagonista comparten desde su vivencia y experiencia.

Los agentes dinámicos y claves del Psicodrama son cinco: el Director, el Protagonista, la Audiencia, los Yo-Auxiliares y el Escenario. El director tiene la visión de conjunto, es responsable de las tres etapas mencionadas arriba, en ese sentido dirige tanto al grupo completo como al protagonista, cuida y protege la dinámica interactiva que se da entre ambos. El protagonista puede ser individual o grupal, emerge del trabajo de caldeamiento, es el emergente grupal al cual se le da el foco de atención durante la fase de acción. La audiencia, a diferencia del teatro, que se llama público, es una especie de caja de resonancia, su participación es activa, sus miembros están atentos y conectados con el desarrollo de la acción y cualquiera de ellos puede pasar al escenario como yo-auxiliar. Este agente dinámico, yo-auxiliar, encarna aquellos roles que sean requeridos para el trabajo con el protagonista, el director se encarga de ponerlos en escena. Por último se tiene el escenario, delimitación del espacio con sus elementos provee el marco y la contención necesaria para la acción.

CSP

El área de trabajo del CSP se configura en la intersección entre los objetivos individuales de la persona con los objetivos organizacionales de ese profesional o líder, área donde emerge el rol que se quiere mejorar o desarrollar. Es condición sine qua non para este proceso la disposición, interés y compromiso del coachee, tener conciencia y deseo de trabajar, ya que es un proceso de autodesarrollo.

Área del CSP:

 

Para el proceso del CSP, se utilizan los elementos del SP partiendo del rol de Coach, el Director, quien también juega a lo largo del proceso los roles de Yo-Auxiliar y Audiencia. El Coachee es el Protagonista, y en el trabajo del coaching su mundo interno conforma simbólicamente aspectos de su Audiencia. El espacio de encuentro es el Escenario.

Durante la sesión de coaching se pasan por las tres etapas del SP enfocado en un tema específico que pueda desarrollarse de manera completa en una sesión que puede durar de una a dos horas. El líder culmina la sesión con el compromiso de aplicar en su cotidianidad laboral los avances obtenidos durante la sesión. La frecuencia y duración del proceso se establece de común acuerdo entre el coach y el líder (coachee).

Los colegas del coaching ontológico utilizan una frase considerada clásica referente a la naturaleza humana: “El observador del observador que somos”, alude a esa capacidad del  humano de darse cuenta, en el momento mismo que está realizando una acción, de cómo está realizando dicha acción, lo que trae como posibilidad de que pudiese en el transcurrir mismo de la acción incorporar cambios o mejoras que hagan más eficaz y/o eficiente su propia ejecución.

En tal sentido, el CSP consiste fundamentalmente en un proceso de atención y aceptación, donde se amplía la capacidad de observación, escucha y acción, primero hacia sí mismo y seguidamente hacia el otro, sustentada por esa capacidad de reflexión del ser humano mencionada arriba. Entonces, la atención nutre a la acción, y ella, a la vez, nutre la atención. Vale acotar, que la comunicación es parte de la acción misma.

No olvidemos que somos un ser en relación con otros, capaces de desempeñar un rol porque existe el otro, el cual permite que emerja el rol a desempeñar.

Av. Chama entre Caurimare y Caroní, Edif. 

White Palace, Piso 2, # 15.  Caracas - Venezuela

Teléfonos: +58 (212) 753 7764 / (414) 240 8559

Contáctanos

Testimoniales

  • El taller me permitió entender cómo funcionan las emociones y cómo éstas pueden afectar, positiva o negativamente, el…
    Alí Alfonso Álvarez